EP: Triste Pero Fresh – Simon Grossmann

Simon Grossmann pone a  todos en la sintonía Triste Pero Fresh.

Con sus primeros álbumes Ciclo y Mujer Eléctrica se colocó en la escena gracias a la letra de sus canciones. Siendo alegres y contagiosas acompañadas de un sonido que no ha dudado en experimentar de lo acústico folclórico a lo eléctrico en su tercer álbum Triste pero Fresh. Esta vez no fue la excepción trayendo a su repertorio boleros o como suele referir Grossmann, boleritos,  quedando perfecto con las canciones románticas del artista.

Iniciamos escuchando el álbum con la canción Parte de Mí que tiene toda la esencia de Simon. La letra nos cuenta la situación de una ruptura amorosa, y lo que conlleva tener esos sentimientos encontrados. Nos hace preguntar ¿cómo estará la otra persona? Y responde la forma en la que dirigimos los sentimientos. Es una buena forma de poner balanzas, los buenos, los malos y los inolvidables que buscan explicaciones.

Cienporciento siguiendo con la sintonía triste pero fresh, tenemos una canción que nos acompaña en la superación amorosa sobre la decepción de una extinta relación. Tener todavía a esa persona regularmente en la cabeza, y abundantes recuerdos de la misma. Resaltando que para poder decir los sentimientos que tienes tras una ruptura primero es tragarse el orgullo y el dolor para poder lo que sientes al cien por ciento.

Terminando de escuchar el EP, con Bolerito Sad, experimentamos algo diferente. Ya que escuchar un bolero, no es lo mismo sin la emoción de estar enamorado. El  propósito del bolero es declarar el amor, pero esta canción es una excepción. Es una canción con esencia de bolero que regala momentos que nos recuerda que no es lo mismo bailar reggaetón sin ella. El artista experimenta mezclando inglés y español con tonos frescos. Es una canción con duración promedio que dice más que las canciones promedio.